He probado muchas torrijas y de verdad, de verdad, que no hay otras como las de mi madre. Y no es amor de hija, porque hay otros platos que no le salen igual de bien.

INGREDIENTES

1 barra de pan para torrijas

1 l de agua

300 g de leche condensada

6 huevos aproximadamente

Piel de naranja y canela en rama

Azúcar y canela en polvo mezclados

ELABORACIÓN

  1. Poner a cocer el agua con la canela en rama y la piel de naranja y dejar que hierva un rato.
  2. Colar el agua y mezclar bien con la leche condensada.
  3. Dejar las rebanadas de pan a remojo en la mezcla hasta que queden bien empapadas.
  4. Pasarlas por el huevo batido y freír en una sartén con un dedo de aceite de oliva virgen extra.
  5. Poner sobre papel absorvente para que pierda el exceso de grasa y pasar por la mezcla de azúcar y canela.

Y para corroborar lo dicho al principio, una sobrina nieta de mi madre cuando tenía unos ocho años, le dijo que si antes de morirse le iba a enseñar a hacer torrijas…

 

 

Y si acompañas las torrijas con helado es todo un lujo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más

  • Responsable: Ana Mª Delgado.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Godaddy que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Ir arriba
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad